SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.33 número3En los servicios de medicina intensiva se debe solicitar consentimiento informado para la transfusión no urgenteTaponamiento cardíaco por derrame pericárdico masivo secundario a hipotiroidismo primario índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


Medicina Intensiva

versión impresa ISSN 0210-5691

Med. Intensiva vol.33 no.3  abr. 2009

 

CARTAS AL DIRECTOR

 

Perspectivas futuras para la autopsia clínica en los pacientes procedentes de la unidad de cuidados críticos y urgencias

Future perspectives for clinical autopsy in patients from critic and urgent care units

 

 

Sr. Director:

Hemos leído con interés el original publicado por Magret Iglesias et al1 referente al valor de la autopsia clínica en la formación continuada y el control de calidad de la asistencia prestada en los hospitales y, en especial, en los servicios con alto nivel de sofisticación técnica, como son las unidades de cuidados críticos y urgencias1-3. Nos planteamos analizar las características de los estudios post mórtem solicitados desde la unidad de cuidados críticos y urgencias, en especial de los correspondientes a pacientes con estancias menores.

Se han analizado de forma retrospectiva los informes correspondientes a 154 autopsias consecutivas realizadas en el Servicio de Anatomía Patológica del Hospital Univesitario Virgen del Rocío a pacientes procedentes de la Unidad de Cuidados Críticos y de Urgencias Generales entre 2001 y 2005 (el 10,4% de todas las muertes en estas unidades y durante este periodo). No se han considerado las autopsias de tipo judicial ni las procedentes del Servicio de Urgencias o UCI de Traumatología. Se recogieron los siguientes datos: edad, sexo, días de ingreso hasta la muerte, diagnóstico post mórtem (CIE-10) y grado de certeza diagnóstica clínica pre mórtem (en función de los datos recogidos de la historia clínica y reflejados en el informe de autopsia). Para el análisis estadístico se utilizaron frecuencias absolutas y relativas, media ± desviación estándar y los test de la t de Student, ANOVA o Kruskal-Wallis, χ2 o exacto de Fisher.

Se trataba de 93 varones y 61 mujeres con una media de edad de 58,1 ± 16,7 años, sin diferencias entre sexos. La media ± desviación estándar, la mediana y la moda de días de ingreso hasta la muerte fueron de 7,8 ± 20,9, 1 y 1 días, respectivamente. Las causas de muerte y el grado de certeza clínica de los pacientes con más o menos de 24 h de ingreso se expresan en la tabla 1.

 

 

La causa más frecuente de muerte en los pacientes procedentes de unidades de cuidados críticos sometidos a autopsia es la infecciosa1,2. Encontramos que en nuestra serie fue la de origen cardiovascular, probablemente en relación con el elevado porcentaje de casos con ingresos de menos de 24 h que presentaba mayor frecuencia de muerte por esta causa.

El número de autopsias desciende, coincidiendo con una selección de pacientes en favor de los casos en los que hay menos certeza diagnóstica4,5. Observamos un grado menor de certeza clínica en los pacientes con ingresos más cortos, lo que coincide, según diversas series1-3, con un menor grado de concordancia clínico-patológica. Es previsible que en el futuro se produzca un aumento de la proporción de autopsias realizadas a pacientes con ingresos de corta duración, en relación con la mayor incertidumbre diagnóstica que hay en estos casos. Este tipo de autopsias supone un reto para los patólogos, por la escasez de datos clínicos previos que ayuden a orientarlas. En nuestra experiencia, coincidiendo con diversos trabajos publicados1,2, la autopsia clínica de pacientes procedentes de unidades de cuidados críticos y urgencias y en especial la realizada a pacientes con estancias menores hasta la muerte, además de desempeñar un papel relevante en la mejora continuada de estas unidades de alto nivel tecnológico y competencial, puede ofrecer datos que contribuyan a mejorar el conocimiento de la epidemiología local, favoreciendo el desarrollo de planes de gestión sanitaria más eficientes.

 

M.V. Salinas-Martín, D. Hernández-Gonzalo, M. Fontillon-Alberdi y J. Fernández-Alonso
Servicio de Anatomía Patológica. Hospital Universitario Virgen del Rocío. Sevilla. España.

 

Bibliografía

1. Magret Iglesias M, Vidaur Tello L, Fernández Olsina S, García Fontgivell JF, Blázquez Vilas S, Alonso Rubio S, et al. Discrepancias entre el diagnóstico clínico y el anatomopatológico en un Servicio de Cuidados Intensivos Polivalente. Med Intensiva. 2006;30:95-100.        [ Links ]

2. Twigg SJ, McCrirrick A, Sanderson PM. A comparison of post mortem findings with post hoc estimated clinical diagnoses of patients who die in a United Kingdom intensive care unit. Intensive Care Med. 2001;27:706-10.        [ Links ]

3. Combes A, Mokhtari M, Couvelard A, Trouillet JL, Baudot J, Henin D, et al. Clinical and autopsy diagnoses in the intensive care unit: a prospective study. Arch Intern Med. 2004;164:389-92.        [ Links ]

4. Pritt BS, Hardin NJ, Richmond JA, Shapiro SL. Death certification errors at an academic institution. Arch Pathol Lab Med. 2005;129:1476-9.        [ Links ]

5. Sonderegger-Iseli K, Burguer S, Muntwyler J, Salomon F. Diagnostics errors in three medical eras: a necropsy study. Lancet. 2000;355:2027-31.        [ Links ]

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons