SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.22 número4La Interculturalidad en el mundo globalizado y sus impactos en el proceso salud-enfermedad: contribuciones de la EnfermeríaPrimeros pasos en la investigación cualitativa: desarrollo de una propuesta de investigación índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

  • En proceso de indezaciónCitado por Google
  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO
  • En proceso de indezaciónSimilares en Google

Compartir


Index de Enfermería

versión On-line ISSN 1699-5988versión impresa ISSN 1132-1296

Index Enferm vol.22 no.4 Granada oct./dic. 2013

http://dx.doi.org/10.4321/S1132-12962013000300006 

ARTÍCULOS ESPECIALES

TEORIZACIONES

 

La intersubjetividad y su relevancia en los cuidados de Enfermería

The intersubjetivity and its relevance in nursing care

 

 

Lourdes Chocarro González1

1Unidad de Cuidados Paliativos Pediátricos, Hospital Universitario Niño Jesús. Madrid, España

Dirección para correspondencia

 

 


RESUMEN

El objetivo de este artículo es reflexionar sobre los atributos del concepto de intersubjetividad y su relevancia en los cuidados de enfermería. Se propone una reflexión teórica sobre las relaciones intersubjetivas establecidas en la aplicación de cuidados de enfermería desde las aportaciones del interaccionismo simbólico y las ciencias de la enfermería. En el ámbito de enfermería las relaciones interpersonales forman parte de la realidad cotidiana, y emergen como un proceso intersubjetivo entre los actores sociales implicados en la acción cuidadora. Profundizar en la naturaleza del concepto de intersubjetividad aumentará la eficacia de la relación terapéutica que se establece entre el profesional de enfermería y el enfermo.

Palabras clave: Intersubjetividad, Cuidado de enfermería, Relaciones sociales, Max Weber, Alfred Schütz.


ABSTRACT

The aim of this article is to reflect on the attributes of the intersubjectivity concept and its importance in nursing. From the contributions of the symbolic interactionism and the science of nursing, it proposes a theoretical reflection on the intersubjective relations established in the application of nursing care. Interpersonal relationships are a part of the everyday reality in the field of nursing, and they emerge as an intersubjective process between the social actors involved in the caring action. Delve into the nature of the intersubjectivity concept will increase the efficacy of the therapeutic relationship between the nursing professional and the patient.

Key words: Intersubjectivity, Nursing care, Social relations, Alfred Schütz, Max Weber.


 

Introducción

En el ámbito de la enfermería profesional las relaciones constituyen un proceso intersubjetivo entre los individuos.1 El entorno y las relaciones con los otros son fundamentales en la atribución de significados y cobran especial relevancia en los contextos clínicos, por ser los lugares en donde discurre el proceso de salud-enfermedad-atención.

La noción de intersubjetividad emerge como una estrategia con poder curativo sobre las necesidades psicosociales de las personas a los que se prestan los cuidados. En este artículo reflexionaremos sobre las bases teóricas de la intersubjetividad, identificando algunos de sus componentes sociológicos, y las aportaciones realizadas desde las ciencias de la Enfermería.

En el ámbito de la enfermería profesional las relaciones interpersonales forman parte de la realidad cotidiana, y emergen como un proceso intersubjetivo entre los actores sociales implicados en la acción cuidadora. Se trata de un concepto poco claro en el ámbito de la Enfermería y pensamos que poner de manifiesto alguno de sus atributos puede ayudar a aumentar la calidad de los cuidados prestados.

De manera específica, en este artículo nos proponemos reflexionar sobre: los conceptos de acción social y de hecho social, así como su implicación sobre las acciones cuidadoras; el papel que desempeñan la intersubjetividad en la generación del sentido de las acciones cuidadoras en los contextos clínicos.

 

El cuidado de enfermería como acción social

Las aportaciones principales sobre el concepto de acción social vienen de la mano de Marx Weber. El sociólogo alemán vincula la acción social con su significado, y define este concepto como "toda conducta dotada de sentido".2 Toda actuación se lleva a cabo por tener un significado subjetivo, o dicho de otra manera, por ser importante para el actor social que la lleva a cabo. Para que una acción sea social, continúa puntualizando Weber, debe basarse en la "conducta de los otros", no siendo suficiente con estar al lado del otro. Esto, ¿qué quiere decir?, que es preciso tener en cuenta el comportamiento del "otro actor social".2

Weber profundiza algo más en este concepto y añade que para que una acción sea considerada como social debe contar con una interpretación, esto es, el sujeto social debe tener claro qué esperan los demás sobre la futura acción, cuáles son sus expectativas, o dicho de otro modo, cómo interpreta mi conducta el otro diferente a mí.

Asimismo, la acción social está influida tanto por la percepción que cada sujeto tiene de su propia acción, como por la percepción que tenga sobre lo que hacen los otros, y en función de cómo se perciba tanto la propia acción como la de los otros, así orientaremos nuestra propia acción.

Weber influye en los futuros interaccionistas simbólicos que centran su atención en el individuo "activo y creativo". Los interaccionistas simbólicos de la mano de Herber Mead y Blumer, profundizan en el sentido de la acción social identificado por Weber. Desde esta perspectiva, la acción social queda vinculada a su significado, construido en interacción discursiva con los otros sociales.3

Por tanto, podemos encontrar la causa de la acción social en el significado que le otorguemos a lo que hacemos en interacción con los miembros del grupo. Es dentro del grupo social donde se genera el sentido de las acciones, y este significado es lo que guía la forma de aplicar los cuidados de enfermería. Dicho de otro modo, el significado orienta la acción social.

Es central el concepto de "si mismo" (self), enfatizando en la capacidad reflexiva del sujeto. Por ello, el significado de la acción social que se ha generado dentro del grupo, y que orienta la acción, no queda estático a lo largo del tiempo, sino que debido a la capacidad reflexiva y creativa puede ser modificado.

Lanzamos algunas preguntas que pueden ser respondidas a la luz de los conceptos que acabamos de exponer y que dejamos a la reflexión del lector: ¿los cuidados de enfermería pueden ser considerados como "acciones sociales"?, ¿los cuidados que aplico están influidos por las actuaciones de los otros significativos para mí dentro el ámbito profesional?, ¿puedo mejorar los cuidados que aplico o por el contrario son estáticos e inamovibles en el tiempo?, ¿hasta qué punto la conducta profesional de los otros influye en la actuación del colectivo?, ¿qué me mueve para realizar o dejar de realizar determinados cuidados?, ¿qué significado subyace en las acciones cuidadoras de cada profesional?

 

La intersubjetividad y la dispensación de cuidados de enfermería

El filósofo vienés Alfred Schütz es el principal representante de la corriente fenomenológica dentro del ámbito de la sociología.4 Schütz retoma el concepto de acción social desarrollado por Weber, y su pensamiento influye en los interaccionistas simbólicos de la Escuela de Chicago anteriormente mencionados. La fenomenología de Schütz está fuertemente influenciada por el pensamiento de Edmund Husserl, todo un referente dentro de esta corriente de pensamiento.

De todos los conceptos que configuran esta teoría, traemos a estas páginas el concepto de "mundo de la vida cotidiana", íntimamente relacionado con el concepto de intersubjetividad. ¿A qué se refiere Alfred Schütz cuando habla de este concepto?: a ese espacio en donde discurre el día a día, en donde nos relacionamos con los otros; ese lugar en donde se van construyendo los significados de la acción conjunta cotidiana y en donde lo obvio, por ser cotidiano está por descubrir. El mundo de la vida cotidiana es donde pongo en juego la forma de ver y hacer las cosas junto con los otros miembros del grupo. Ese mundo que está marcado por los espacios, los tiempos, y en donde se van construyendo los significados de la acción social, de la acción cuidadora.

La realidad social de ese mundo de la vida cotidiana está marcada por la interacción discursiva con los otros. No se trata de un mundo privado, no es una cuestión meramente subjetiva e individual, sino que se trata de un mundo intersubjetivo, en donde los sujetos se vinculan y comparten valores y creencias, donde la acción compartida cobra sentido. Si dirigimos nuestra mirada a las teorías y modelos de enfermería, vemos que sus aportaciones giran, en mayor o menor medida, alrededor de tres conceptos claves: la enfermería, la salud y el entorno.

El entorno o contexto social es el lugar en donde se producen las interacciones cara a cara, donde se percibe al "otro" diferente de mí, donde se producen los intercambios o transacciones, las acciones sociales o acciones cuidadoras o requisitos de autocuidado. El entorno es un elemento clave en el desarrollo de las teorías de enfermería. Es en ese entorno donde se llevan cabo las interacciones cara a cara, donde se construyen las intersubjetividades, donde se percibe al otro, donde cobran sentido las acciones cuidadoras.

Son numerosas las aportaciones de las ideólogas de la enfermería profesional en torno a la relevancia de las relaciones interpersonales vinculándolas al entorno o contexto social.5 Así, Rogers (1914-1994) contempla al ser humano unitario integrado en su entorno. King (1923-2000) examina los estudios de Orlando (1961) buscando información sobre las interacciones. El modelo de adaptación desarrollado por Callista Roy (1999) enfatiza en la capacidad del ser humano para pensar y sentir como individuos o como miembros de un grupo dentro de su entorno.

Rosemarie Rizzo Parse (1981) crea la escuela de pensamiento del desarrollo humano, en línea con los principios y postulados de Rogers, y bebe de las fuentes del movimiento fenomenológico en la Universidad de Pittsburg de la mano de Giorgi. Parse sostiene que para comprender a los seres humanos no es necesario dividirlos en partes, porque la persona es mucho más que la suma de sus partes y dirige la mirada de enfermería hacia le experiencia vivida por la persona. Parse señala que cuando la relación entre la enfermera y el paciente se produce tratando al otro como individuo y no solo como mero paciente, se evita juzgarle y etiquetarle, y se evita ejercer el poder basándose en la experiencia profesional, se facilita el desarrollo de un cuidado integral.6 Este encuentro intersubjetivo, esta forma nueva de estar con el otro, reconociendo sus valores y prioridades diferentes a las propias, genera a su vez nuevas oportunidades de crecimiento como sujeto.

El encuentro intersubjetivo es el eje central del cuidado holístico, y para participar en la curación del enfermo, la enfermera debe dirigirse a éste con un diálogo abierto, sincero y significativo.7 La ciencia de la Enfermería, como todas las ciencias, necesita comprender el significado que las personas asignan a sus experiencias, y como disciplina se sitúa en un lugar privilegiado para contribuir a la comprensión del concepto de intersubjetividad.8

 

Reflexiones finales

La práctica profesional enfermera va más allá del mero contacto físico y la aplicación de técnicas. Incluye una dimensión social que exige a los profesionales la realización de una reflexión profunda sobre la naturaleza de los procesos de interacción en los diferentes contextos clínicos. Es imposible aplicar cuidados sin llevar a cabo una interacción cara a cara mediada por la propia subjetividad del profesional y la del enfermo (el otro diferente a mí).

En este intercambio se ponen en juego la negociación de los significados de la acción social versus acción cuidadora, y el significado de lo que Goffman denominó la "carrera del enfermo", entendida ésta última como ese proceso de socialización necesario para que el enfermo se pueda integrar en el mudo sanitario.9 Esta carrera, que no está exenta de obstáculos, viene marcada por el encuentro y a veces choque, de las diferentes intersubjetividades derivadas de dos mundos sociales, el del enfermo y el de los profesionales sanitarios, que en numerosas ocasiones cuenta con prioridades y significados diferentes.

En este intercambio cara a cara entre los profesionales de enfermería y los enfermos, se van a poner en juego los conocimientos y las expectativas de cada uno de los actores sociales, siendo necesario una nueva renegociación de las intersubjetividades, y de los significados atribuidos a las acciones del cuidado.

La enfermera está permanentemente estableciendo encuentros con el otro (diferente a mí, y en una situación desigual) tal y como sugieren H. Peplau, S. Watson y R. Parse. El desarrollo del primer encuentro cara a cara entre el profesional de enfermería y el enfermo marcará los sucesivos encuentros y la efectividad de los mismos. Es importante prestar especial atención a los detalles en el uso de los espacios físicos donde se desenvuelve este encuentro, ya que para el enfermo quedarán especialmente grabados en su memoria y condicionarán el éxito de los sucesivos encuentros.

 

Bibliografía

1. PiersonW. Considering the nature of intersubjectivity within professional nursing. Journal of Advanced Nursing 1999; 30(2): 294-302.         [ Links ]

2. Weber M . Economía y Sociedad. Madrid: Fondo de Cultura Económica, 1992.         [ Links ]

3. Mead GH. Espíritu, persona y sociedad. Madrid: Paidós, 1934.         [ Links ]

4. Schütz A. La fenomenología del mundo social. Argentina: Paidós, 1972.         [ Links ]

5. Marriner TA. Modelos y teorías de enfermería. Barcelona: Mosby-España, 2007 (7a ed).         [ Links ]

6. Parse RR. Man-living-health: A theory of nursing. New York: Wiley, 1981.         [ Links ]

7. Dahlberg K. Intersubjective Meeting In Holistic Caring: A Swedish Perspective. Nursing Science Quarterly 1996; 9(4): 147-151.         [ Links ]

8. Cody W. Intersubjectivity: Nursing's contribution to the explication of its postmodern meaning. Nursing Science Quarterly 1995; 8(2): 52-54.         [ Links ]

9. Goffman E. Internados. Ensayos sobre la situación social de los enfermos mentales. Buenos Aires: Amorrortu, 2004.         [ Links ]

 

 

Dirección para correspondencia:
lourdes.chocarro@oberon.es

Manuscrito recibido el 11.2.2013
Manuscrito aceptado el 24.3.2013

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons